10 fracasos de la industria automotriz argentina

10 fracasos de la industria automotriz argentina

Juntamos una decena de modelos a los que no le fue bien industrialmente, más allá del éxito comercial. ¿Coincidís con nuestra lista?

Por Martín Simacourbe

En infinidad de portales habrás visto la nota de los 10 fracasos de la industria automotriz mundial. Pero en ninguna va a encontrar esta, con lo de la industria vernácula.

La lista se basa no en el éxito en las ventas, si no en la pobre actividad industrial que tuvieron algunos modelos en la Argentina. En muchos casos esto va relacionado con el andar comercial, pero veremos que no siempre fue así.

Por ejemplo, en las razones también encontramos decisiones empresariales que se llevaron puesto modelos que vendían bien, o crisis económicas, como la híperinflación de fin de los ochenta, la de 2001 y hasta la últimas devaluaciones (estas tuvieron consecuencias sobre un modelo muy esperado).

La lista es parcialmente arbitraria. En todos los casos hablamos de modelos que no superaron los cinco años de producción (algo que siempre se espera sea más para rentabilizar el proyecto y que vimos en esta nota), pero estamos seguros que hay muchos más que “merecen” integrar este recuento.

Estos son los 10 fracasos de la industria automotriz argentina.

Fiat 133 (1977-1981)El modelo producido en Palomar se basó en el Seat 133 (Fiat lo vendió con su marca acá y en un puñado de mercados de Europa del este). Llegó para reemplazar al viejo 600 (que ya tenía 17 años), pero incluso se retiró un año antes y nunca lo pudo superar en unidades anuales fabricadas: en 1981 quedó cerca, pero un año antes solo hizo un cuarto de las que logró el veterano 600.

Volkswagen Carat (1987-1991)
Luego de la llegada del Gacel a San Justo, VW se metió de lleno en el segmento grande con este derivado del Passat que en otros mercados se llamó Santana. Se produjo apenas cinco años en los que no alcanzó las 6.000 unidades. En el mismo período, el Peugeot 505 logró producir más de 30.000 e incluso el Renault 21, que llegó en 1989, lo superó ampliamente.

Volkswagen Pointer (1994-1996)
Este uno de los casos más curiosos porque no refleja un fracaso comercial, si no uno empresarial, como fue la fusión entre Ford y Volkswagen denominada Autolatina. El Pointer fue parte de una familia creada para Argentina y Brasil que partió del Escort y creó varios modelos que acá no tuvimos (Verona, Apollo y Logus). El Pointer promedió más de 10.000 unidades producidas en 1995 y 1996, pero con la ruptura del acuerdo pasó a mejor vida ese mismo año.

IES Gringo (1989)El de IES es otro modelo que no significó un fracaso comercial, porque prácticamente no estuvo a la venta. La empresa de Sal-lari pasaba a fines de los ochenta por varios problemas económicos y la híperinflación terminó por condenarla. Luego de la Gringa (la pick up del proyecto), presentada en 1987 y que también sufrió los vaivenes de la última terminal 100 por ciento argentina que tuvimos, el Gringo apenas se produjo en un puñado de unidades antes que IES cerrara sus puertas en 1990.

Chevrolet Grand Blazer (1998-1999)El regreso industrial de General Motors a mediados de los noventa incluyó la nueva planta de Rosario y también la fabricación en Córdoba de las Silverado y Grand Blazer. A ninguna le fue bien y mientras la pick up tuvo un pico de 20.000 unidades en 1997, se despidió con un promedio de 1.600 en los últimos tres años. Pero lo del SUV fue todavía peor: apenas se hicieron 1.831 unidades entre 1998 y 1999.

Jeep Cherokee (1998-2000)Otro emprendimiento en Córdoba sin gran éxito fue el de Jeep, en tiempos de DaimlerChrysler. El Grand Cherokee se hizo por cuatro años, promediando menos de 2.500 unidades anuales, mientras que el Cherokee, que era más económico y debía vender más, apenas concretó 4.370 en tres años. En 2001, antes de la crisis económica, la fusión germano-americana levantó la producción.

Seat Cordoba (2000-2002)A fines de los noventa, Volkswagen comenzó a producir en Pacheco vehículos de Seat, la automotriz española que forma parte de su conglomerado. La Inca (gemela de la Caddy) y el Córdoba (gemelo del Polo) apenas se hicieron por tres años. El furgón no superó las 3.000 unidades, pero el sedán, del que se esperaba algo más, no pasó de las 7.000, cuando el modelo de VW produjo casi 45.000 en el mismo período.

Chevrolet Corsa II hatch (2002-2006)Aunque no tuvo el éxito esperado, nadie podría catalogar de fracaso al Corsa II, que se produjo en Rosario por seis años totalizando casi 90.000 unidades. Sin embargo, el modelo nunca pudo reemplazar al Corsa que luego se llamó Classic, e incluso se despidió antes vendiendo mucho menos. Además, el hatch no terminó de encajar en la oferta y apenas participó con menos de 15.000 unidades (en 2005 y 2006, se hicieron menos de 1.000 unidades anuales).

Peugeot 307 sedán (2008-2010)
Otro caso de una versión. Después de un período como importado, el 307 llegó a Palomar con la carrocería de cinco puertas. Llegó a producir más de 35.000 unidades en 2007, pero al año siguiente sumó la controversial (desde el diseño) opción sedán. En tres años se hicieron poco más de 5.000 unidades, cuando el hatch logró en el mismo período más de 70.000. Fue reemplazado por el 408, que en 2011 superó la 25.00 unidades producidas.

Mercedes Clase X (2019)El último caso es el más curioso, porque nunca llegó a producirse en serie en Santa Isabel, de donde salen Frontier y Alaskan. Las razones hay que buscarlas en las últimas devaluaciones que llevaron a un desencuentro entre las posturas de Nissan (productora de la pick up) y Mercedes. Lo que supo Autoweb es que tras la crisis económica, la revisión a la baja de unidades a producir determinó la pérdida de proveedores nacionales, lo que incrementó un valor que la alemana ya no quería pagar por cada camioneta producida.

26 comentarios
Autoweb
Autoweb
AUTOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios aparecen marcados con *

Cancel reply

26 Comentarios

  • Vando
    24 septiembre, 2021, 11:46 am

    Tuve un Corsa II Hatch por varios años. Para mi fue un muy buen auto, aunque en la nota tambièn deberìa mecionarse que tampoco nunca pudo con el Fiesta de Ford que saliò a la venta apenas unos meses despuès del lanzamiento del producto de Chevrolet. Inclusive hoy en dìa se ven las Fiestas que Corsa II circulando por nuestras calles.

    RESPONDER
  • Marcos
    24 septiembre, 2021, 4:59 pm

    la grand blazer es menos fracaso de lo que parece, ya que tenia pautadas 50 unidades al mes de produccion. Y hay que sumar ventas a brasil de ese numero de ventas locales. si cumplis la proyeccion no es fracaso, aes valido eso para Bugatti o para Toyota. Como bien dicen, no todo es ventas, en este caso es fracaso por la corta vida. Digo esto porque no podia creer en su dia una estimacion tan baja de produccion

    RESPONDER
    • Rodolfo@Marcos
      24 septiembre, 2021, 7:37 pm

      No entiendo. Hablan del tema industrial, separando lo comercial, pero después solo hacen referencia a las unidades vendidas. Pónganse de acuerdo…
      Que fracaso industrial tuvo el 133? rompio la cuba de fosfatizante??

      RESPONDER
      • Autoweb
        Autoweb@Rodolfo
        25 septiembre, 2021, 8:38 am

        Hola Rodolfo. No hacemos mención a unidades vendidas, sino a unidades producidas. Son varios ejemplos. El Pointer vendió bien, sin embargo no pasó de los 3 años de vida en la planta de Pacheco.

        RESPONDER
        • Rodolfo@Autoweb
          27 septiembre, 2021, 5:52 pm

          Pero las unidades producidas, guardan correlación con las vendidas/exportadas/etc. Fracaso INDUSTRIAL es otra cosa. Y puedo citar varios ejemplos de autos que fueron fracasos industriales y a la vez fueron éxito de ventas….
          Pensé que hablarían de eso, ya que es mas que interesante (y como dice el encabezado, nadie lo trata al tema…), y así lo plantea el titulo de la nota.

          RESPONDER
    • Autoweb
      Autoweb@Marcos
      25 septiembre, 2021, 8:39 am

      Hola Marcos, el número no es de venta, es de producción. Así que ahí también estarán las unidades que se mandaron a Brasil.

      RESPONDER
  • Adolfo
    24 septiembre, 2021, 5:32 pm

    Que horribles el VW Carat y el Peugeot 307 sedán.

    RESPONDER
  • Diego
    24 septiembre, 2021, 10:30 pm

    El Pointer no se fabricó acá y creo que el Carat tampoco, eran brasileros, en todo caso fueron fracasos de mercado pero no de la industria local. Falta el Ford Orion, un engendro de Autolatina de lo mas espantoso que hubo

    RESPONDER
    • ANDRES AGUIRRE@Diego
      25 septiembre, 2021, 8:21 am

      Falta el Ford Galaxy, si mencionan el VW carat creo que fueron igualmente un fracaso.

      RESPONDER
      • Autoweb
        Autoweb@ANDRES AGUIRRE
        25 septiembre, 2021, 8:33 am

        Hola Andrés. El Galaxy se produjo en Brasil

        RESPONDER
      • Carlos@ANDRES AGUIRRE
        26 septiembre, 2021, 10:41 am

        Si he incluiría a algunos más. A pesar de que mo se si se fabricaron en Argentina o Mercosur no tubieron un éxito para mada ageaciado. Como el Fiar Tempra. El VW Polo Classic, tampoco tubo mucho éxito en sus comienzos. El Renault Simbol. El Peugeot 106. Peugeot 301, a mi gusto un autazo. Muchas líneas de citroen. En general vehículos que por alguna razón u otra, nos extraña que se sacarán tan rápido del mercado.

        RESPONDER
        • Horacio@Carlos
          26 septiembre, 2021, 3:24 pm

          Coincido. En importados también hubo varios modelos que fueron excelentes pero no prosperaron, como el Ford Láser, el Fiat Marea o la Renault Grand Scenic.

          RESPONDER
        • Autoweb
          Autoweb@Carlos
          27 septiembre, 2021, 8:16 am

          Hola Andrés, de esos solo el Polo se hizo en la Argentina, pero no fue ningún fracaso, se hizo de 1996 a 2008 con casi 250.000 unidades.

          RESPONDER
    • Autoweb
      Autoweb@Diego
      25 septiembre, 2021, 8:36 am

      Hola Diego. Las nota está hecha con modelos argentinos. Y tenemos las cifras de producción de cada uno. El Orión (que se vendió en Europa, no es un desarrollo de autolatina) fue uno de los grandes candidatos que quedó afuera. Saludos

      RESPONDER
    • Santiago@Diego
      30 septiembre, 2021, 12:04 pm

      Los dos se hicieron aca, Carat y Pointer.

      RESPONDER
  • Carlos Rafael Vieira
    26 septiembre, 2021, 5:56 pm

    El paradigma argentino es la industria Sal Lari, que produjo el citroen IES, IES AMERICA, y la gringa. Industria 100% Argentina. Y la política económica se la morfo. En Jeppener. Después nos quejamos de por qué estamos como estamos.

    RESPONDER