En qué se diferencian las 10 versiones de la Nissan Frontier

En qué se diferencian las 10 versiones de la Nissan Frontier

Te contamos qué cambia en estética, mecánica y equipamiento entre las versiones de la renovada pick up cordobesa que ya está a la venta.

Hace pocos días, Nissan presentó a nivel regional la renovada Frontier que produce en la planta cordobesa de Santa Isabel (ver contacto).

Sin cambios mecánicos de importancia, las novedades se centraron en lo estético y en la composición de la gama, que duplicó las versiones automáticas y renovó algunos catálogos, como el nuevo Pro-4x.

Además, el modelo sumó ayudas a la conducción, bloqueo de diferencial trasero y, en todas las versiones, seis airbags y cuatro discos de freno.

En total, hay cinco niveles de equipamiento, con dos motores (2.3 turbo de 160 CV y 2.3 biturbo de 190 CV), dos cajas (manual de seis y automática de siete) y dos tipos de tracción (4×2 y 4×4 con alta y baja).

La gama arranca con la versión S, que cuenta con tres opciones: 4×2 MT, 4×4 MT (ambas con el motor turbo) y 4×2 AT (con el biturbo). De serie ofrece seis airbags, arranque en pendiente, control de trailer, radio con Bluetooth, control crucero, salidas de aire traseras, pack eléctrico, parrilla, manijas y paragolpes trasero en negro y llantas de chapa de 17″.

La X-Gear solo viene 4×4 AT biturbo y suma selector de modos de manejo, pantalla táctil de 8″ con cámara, barra San Antonio, espejos con guiño, faros antiniebla delanteros, paragolpes trasero color carrocería, barras de techo, estribos laterales y llantas de aluminio de 17″ en negro.

La XE vuelve a ofrecer las mismas tres opciones de la S, pero en este caso la 4×4 AT viene biturbo. En equipamiento, pierde los modos de manejo y la barra trasera, pero gana climatizador automático bizona, sensor de estacionamiento trasero, acceso y arranque sin llave, comandos al volante, plegado automático de espejos, luces diurnas de led, parrilla, barra de techo, manijas y estribo cromados, espejos color carrocería y llantas de aluminio de 18″. La 4×4 incorpora control de descenso.

La Platinum viene 4×2 y 4×4 AT, ambas biturbo. Recupera los modos de manejo y agrega protección para la caja de carga, monitoreo de presión de neumáticos, mantenimiento de carril, alerta de punto ciego y de tráfico cruzado, frenado autónomo de emergencia, luces altas automáticas, detector de fatiga, cámara 360°, tapizado de cuero, techo corredizo eléctrico, moldura de ventanilla cromada e insignia biturbo. La automática suma asientos calefaccionados.

En tanto, la Pro-4X, solo 4×4 AT biturbo, recupera la barra San Antonio y la parrilla piano black junto a llantas de aluminio (de 17″), espejos, manijas, estribos y molduras en negro y agrega bloqueo de diferencial trasero.

La gama de colores tiene seis opciones: blanco, negro, gris (salvo en la S), azul (salvo en S y Pro), rojo (salvo en S y X-Gear) y plata (solo en S y Platinum).

Los precios son los siguientes: S 4×2 MT 160 CV a 5.300.000 pesos, S 4×2 AT 190 CV a 5.700.000, S 4×4 MT 160 CV a 5.800.000, XE 4×2 MT 160 CV a 7.100.000, XE 4×2 AT a 190 CV a 7.600.000, X-Gear 4×4 AT 190 CV a 7.600.000, XE 4×4 MT 190 CV a 7.900.000, Platinum 4×2 AT 190 CV a 8.600.000, Platinum 4×4 AT 190 CV a 9.500.000 y Pro-4x 4×4 AT 190 CV a 9.700.000

Autoweb
ADMINISTRATOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejá un comentario

Tu email no será publicado. Los campos marcados con * son obligatorios.

Ultimas Noticias