A 40 años de la aparición del Peugeot 505 argentino

A 40 años de la aparición del Peugeot 505 argentino

En su momento, fue el modelo más prestigioso producido en la Argentina. Llegó para reemplazar al 504, pero terminaron conviviendo.

A mediados de 1981, la flamante Sevel (ver más), sacó al mercado su primer modelo producido en Palomar, luego de la aparición del 147 que llegaba importado de Brasil.

Al igual que sucedió en Europa, el sedán francés llegaba con la misión de reemplazar paulatinamente al 504, pero terminaron conviviendo e incluso en la Argentina el 504 se vendió por cuatro años más luego de discontinuado el 505.

Con 4,58 metros de largo, 1,72 de ancho, 1,45 de alto y 2,74 entre ejes, el 505 se posicionaba como uno de los modelos más prestigiosos de la Argentina, ya que en ese tiempo había una buena competencia importada.

Junto con el Renault 18, que era más económico, fueron parte de la nueva camada europea que dejaba atrás a los clásicos sedanes americanos (Chevy, Farlaine, Polara, Torino) que dejaron de producirse en esos años.

Recién años más tarde los modelos nacionales salieron a disputarle mercado: Ford con el Sierra en el 84, Volkswagen con el Carat en el 87 y Renault con el 21 en el 89.

Los registros históricos no son muy precisos, así que cualquier ayuda será bienvenida en los comentarios, pero la cosa es que el 505 argentino llegó primero con la versión GR alimentada por el 2.0 de 96 CV unido a una caja de cuatro marchas, conjunto heredado del 504. Al poco tiempo se agregó la SR, con más equipamiento.

La línea ’83 ganó una nueva parrilla y la caja de cinco marchas, mientras que la ’85 sumó encendido electrónico (elevó la potencia a 100 CV), ganó nuevas tazas y adoptó el motor turbodiesel de 2.3 litros y 80 CV.

La línea ’86 tuvo un rediseño algo más intenso, con cambios en los paragolpes, espejos exteriores, faros traseros totalmente renovados en su estilo interior y nuevas llantas.

Pero el verdadero cambio se veía puertas adentro, que modificacba íntegramente la plancha, con nuevos volante, tablero, consola, asientos, tapizados y paneles de puerta.

Además, adoptó el motor naftero a inyección para elevar su potencia a 110 CV y el turbodiesel pasó a ser un 2.5 litros de 95 CV, que también sumaba suspensión trasera independiente, algo que el modelo no había ofrecido en la Argentina.

Con ese rediseño llegó la versión familiar con hasta ocho plazas, que continuaba el legado de la 504 de tres filas de asientos. Se armaba en Uruguay, aunque Adefa tiene registros de producción nacional.

A comienzos de los noventa llegó el último retoque, que incluía una nueva parrilla (que no tuvo en Europa), faros delanteros (ya sin los lavafaros) y traseros (con terminación fumé y nuevo formato) y un diseño más agresivo gracias a spoilers en los paragolpes.

También adoptó el motor 2.2 de origen Peugeot-Renault-Volvo con 130 CV, discos en las cuatro ruedas (con ABS en las delanteras) y la suspensión independiente en todas las versiones.

El 505 argentino se fabricó hasta 1995, totalizando 91.500 unidades entre el sedán (el enorme porcentaje) y la rural. En ese tiempo, el 405 lo había reemplazado como el modelo más moderno de la marca en la Argentina.

6 comentarios
Autoweb
Autoweb
AUTOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios aparecen marcados con *

Cancel reply

6 Comentarios

  • marcos
    13 septiembre, 2021, 10:40 am

    la suspension independiente creo que venia en el inyeccion ademas del TD. No sabia del TD 2.3, hubiera jurado que solo existio el 2.5

    RESPONDER
    • Sergio@marcos
      13 septiembre, 2021, 12:00 pm

      La suspension independiente vino solo en el Turbodiesel a partir del 1987. Su par de inyección mecánica, siguió con Eje rígido atrás.
      Luego, en el restyling de 1992 vino la suspensión independiente en el Naftero inyección electrónica (mal llamado motor Renault) y siguió en el Turbodiesel.

      RESPONDER
  • Sergio
    13 septiembre, 2021, 12:24 pm

    Espectacular la nota de un espectacular auto.

    Tuve un 505 Turbodiesel 1993 con todos los opcionales. Todavía extraño mucho el andar de ese auto. Lo que caminaba para lo que eran los diesel de esa época, lo que frenaba a pesar de no tener ninguna ayuda electrónica..
    A la persona que se lo vendí hace años, todavía sigue ruteándolo sin problemas.

    Por lo que creo recordar, las motorizaciones en Argentina fueron:

    XN1 – Naftero carburador 1971 cm3 y 96 CV, caja de 4ta, tal como lo indicas.
    XN1-A – Naftero carburador (modificación del XN-1) 1971 cm3 y 108 CV, caja de 5ta (usado en la familiar y el sedan)
    XN6 – Naftero inyeccion mecánica Bosch (modificación del XN-1) – 1971 cm3 y 113 CV, caja de 5ta
    XD3 – Diesel aspirado, 2498cm3 y 76 CV, caja de 5ta (usado en la familiar y el sedan)
    XD3-T Diesel Turbo, 2498cm3 y 95CV, caja de 5ta.
    ZDJL – Naftero inyeccion electrónica Bosch (el mal llamado motor Renault) – 2165 cm3 y 130 CV, caja de 5ta.

    Algunos modelos vinieron con caja automática.

    No sabía que había salido por estos pagos (si hubieron en Europa) los 505 con motor Diesel XD2 (como equipaba el 504).

    Quizas me equivoque en algunos datos. Creo que son correctos en general y abreviando algunas cosas

    RESPONDER
  • adolfo
    13 septiembre, 2021, 2:15 pm

    Hermosa la rural.

    RESPONDER
    • Sergio@adolfo
      13 septiembre, 2021, 4:49 pm

      +1. Era espectacular
      Hay un vecino de unas cuadras que tiene una gris metalizada en un estado espectacular.
      3 filas de asiento y baul decente con las 3 filas en uso. Era un pequeño colectivo.

      RESPONDER