La década que Chevrolet trajo modelos de Corea

La década que Chevrolet trajo modelos de Corea

Entre 2007 y 2018, Chevrolet Argentina se nutrió con seis modelos desarrollados en Corea, aunque algunos vinieron importados de México.

La relación entre General Motors y Corea viene de mucho antes de que el grupo norteamericano adquiriera Daewoo, pero se formalizó con la quiebra de esta automotriz en los 2000.

Para 2002 quedó establecida GM Daewoo, una división que produjo una enorme cantidad de modelos, muchos de los cuales llegaron a la Argentina a fines de la primera década de este siglo.

El primero, en 2007, fue la Captiva (ver prueba), el SUV que se establecía en un segmento hasta ese momento inexplorado por la marca en el país.

Su gran ventaja eran los siete asientos, que la ponía a competir con otro producto coreano como la Hyundai Santa Fe. Fue discontinuada en 2018, poco antes de la llegada de la Equinox mexicana.

En 2008 apareció el Spark, modelo que ya habíamos conocido a través del Daewoo Matiz, aunque el de Chevroet mostraba unas pocas diferencias en el diseño. Se estableció como base de la oferta de la marca, por debajo del Corsa Classic.

Ese mismo año llegó el producto más exitoso de todos los que General Motors desarrolló en Corea. El Aveo se importaba de México (con beneficios arancelarios) y eso lo hizo se uno de los animadores del segmento B.

Pese a que en otros mercados se ofrecía también con 5 puertas, acá solo llegó el sedán, que debió competir internamente contra el Classic, el Corsa II y luego la primera generación del Prisma.  Fue discontinuado en 2014, cuando la nueva camada compuesta por los Cobalt y Prisma II renovaban la oferta de sedanes compactos de Chevrolet.

En 2010 se dio el debut del Cruze (ver prueba), un mediano que llegaba de Corea para reemplazar al último de los Opel vendidos en la Argentina, el que se denominó Vectra para convivir con el Astra de anterior generación.

Junto con la Captiva, el Cruze mostró el buen hacer de la industria asiática. Cuando llegó su reemplazante en 2016, producido en Rosario, fue el único en la Argentina que mantuvo la denominación de la “época coreana” de la marca.

En 2011 debutó la segunda generación del Spark (ver prueba), ahora con un planteamiento algo más sofisticado, algo que elevó su precio y lo posicionó lejos de ser un producto económico como el anterior. Fue discontinuado en 2017 sin demasiadas ventas.

Y en 2012 arribó el Sonic (ver prueba), que si bien convivió con el Aveo gracias a su posicionamiento superior, fue un modelo destinado a reemplazarlo. La novedad era que tenía las dos carrocerías y que, según la etapa, llegó importado de Corea o de México. Se despidió en 2017 del mercado argentino.

2 comentarios
Autoweb
Autoweb
AUTOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios aparecen marcados con *

Cancel reply

2 Comentarios

  • Adolfo
    9 noviembre, 2020, 2:31 pm

    Muy lindo auto era el Sonic de 5 puertas.

    RESPONDER
  • Sergio
    10 noviembre, 2020, 12:37 pm

    La Captiva tenia un diseño muy bueno y atemporal. Ademas las 3 hileras de asientos dentro de un precio contenido, la hacia un producto de excelente relacion Precio/Calidad.

    Me encantaba, y no pude llegar a tenerla…

    RESPONDER