Primer contacto: Fiat Cronos 1.3 CVT

Primer contacto: Fiat Cronos 1.3 CVT

Manejamos en Córdoba la nueva combinación mecánica del auto más vendido de la Argentina. Cómo anda la nueva caja con el motor Firefly.

Texto y fotos Martín Simacourbe

Aprovechando el acto en planta de Ferreyra por las 250.000 unidades del Cronos producidas en la Argentina (ver más), nos subimos a la versión 2023 del modelo, que sufrió algunos cambios en la gama.

El principal fue la discontinuación del motor 1.8 (ver prueba) y la adopción, por primera vez, de una caja automática asociada al propulsor 1.3 de 99 CV.

En lo estético no hubo cambios más allá de un retoque en la parrilla y nuevas llantas y lo mismo pasa puertas adentro, dónde el modelo no sumó ninguna de las novedades del Pulse, cómo una pantalla más grande o un tablero digital.

La vida a bordo es agradable por la calidad de materiales, pero con el reacomodamiento de la gama, el Cronos perdió la regulación en profundidad de la columna de dirección, pese a que el equipamiento Precision sigue disponible (ver más).

Otra pérdida, la más sensible, fueron los airbags laterales, que solo estaban disponibles con la mecánica 1.8. Ahora, el Cronos se contenta solo con lo que pide la ley, lejos de las siete bolsas que ofrece de serie el Yaris, las seis de Onix Plus y Versa o las cuatro del Logan.

Además, hay algunos otros ahorros, como que por ejemplo el Drive (manejamos ambas versiones) no tiene manijas de techo. Entre uno y otro lado otras diferencias son el sensor de lluvia y luz, otras llantas, tapizado de cuero y acceso y arranque sin llave.

En cuanto a lo mecánico, la combinación es nueva en el Cronos, pero hace poquito la manejamos en el Pulse (ver prueba). La diferencia en este contacto es que pudimos utilizarla en algunos caminos serranos de doble mano, donde más de una vez hay que hacer sobrepasos relámpago para eludir algún camión.

Ahí notamos la lentitud que tiene el sistema a la hora de los rebajes. Se puede jugar con la selectora manual (no hay levas) y hasta con la tecla Sport, que eleva el régimen y sensibiliza al acelerador en busca de una conducción más deportiva, pero para este tipo de trayectos la combinación de 99 CV y la CVT deja gusto a poco.

En lo dinámico, el Cronos no presenta novedades: es una auto franco, con tendencia subvirante cómo el de la mayoría de los compactos ante una curva cerrada y siempre con la premisa de un andar confortable en toda circunstancia.

Allí, en el manejo diario, es donde el sedán de Fiat se siente más a gusto, y dónde su clientela lo disfruta a pleno. Con esta caja automática, que en la urbe se desempeña casi a la perfección, el combo seguramente le generará a la marca muchas más satisfacciones desde lo comercial que las pocas que dejaba el 1.8.

Con esas novedades y las virtudes conocidas (correcto espacio trasero e impecable capacidad de baúl), una gama que atiende el plan de ahorro, va creciendo sin dispararse en precio y sumará versiones especiales en 2023, el Cronos espera mantenerse como el auto más vendido del mercado argentino, posición que ostenta orgulloso desde hace 26 meses.

2 comentarios
Martín Simacourbe
ADMINISTRATOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejá un comentario

Tu email no será publicado. Los campos marcados con * son obligatorios.

2 Comments

  • Iamn
    2 octubre, 2022, 9:07 pm

    QuésCVT???!

    RESPONDER
  • Felix
    3 octubre, 2022, 1:12 pm

    Es una total locura que sacaran de comercio la version 1.8, encima las consecionarias venden los autos al precio que mejor les parece y nadie regula eso

    RESPONDER