EQ

Así es el prototipo SUV eléctrico de Mercedes

Se llama Generation EQ Concept. Tiene dos motores, con una autonomía de 500 km y una potencia de 407 CV. Es un adelanto de la futura gama eléctrica de Mercedes.
3 / 10 / 2016 | 0 Comentarios
Mercedes-Benz está presentando en el Salón del Automóvil de París el Generation EQ Concept. Es el prototipo SUV con el que la firma de la estrella estrena la denominación EQ. Como te contamos en esta nota, así llamará a todos los vehículos de su futura gama 100 por ciento eléctrica. Esta familia de productos rivalizará directamente contra los “i” de BMW.

El Generation EQ Concept se mueve gracias al trabajo de dos motores, uno destinado al eje delantero y otro, al trasero. Proporcionan tracción a las cuatro ruedas y varían el par motor según la circunstancia. La potencia combinada es de 407 caballos (300 kW) y el torque máximo, de 700 Nm.

Con esta mecánica, Mercedes promete una aceleración de 0 a 100 km/h en menos de cinco segundos. La batería, que está ubicada por debajo del vehículo, garantiza una autonomía de 500 kilómetros, similar a lo que ofrece el prototipo que Volkswagen reveló en la muestra francesa. A mediano plazo, la intención de la marca es introducir un sistema que le permita, en cinco minutos, cargar energía para recorrer 100 kilómetros.

Estéticamente se distingue por un diseño futurista, con predominio de líneas curvas. La parrilla está simulada por un sistema de iluminación en color azul. El mismo conforma los faros delanteros y el logo de la estrella. Las llantas son enormes, al punto que parecen algo desproporcionadas con la silueta del vehículo en general: son de 21 pulgadas. Tiene techo panorámico de vidrio.

El interior está protagonizado por una pantalla central de 24 pulgadas que abarca el instrumental y la consola. Mercedes explicó que el conductor puede elegir la cantidad de datos que desea ver en la misma. Mide 53 centímetros de ancho por 11 de alto. La iluminación de la cabina se modifica según el modo de conducción seleccionado.

El habitáculo cuenta con cuatro asientos individuales, todos tapizados en cuero perforado. Todos los comandos son táctiles (apertura de las puertas, ventanas, mandos del volante), excepto los reguladores de los asientos. Los espejos retrovisores son suplantados por unas cámaras exteriores y unas pantallas en las puertas que enfocan los que sucede alrededor del auto.

Además, dispone de la tecnología Car-to-X. Desarrollada por HERE, brinda la chance de intercambiar información con el entorno, con la vía a través de la cual se circula y con el resto de los vehículos. Para Mercedes, es un paso previo a la implementación de la conducción autónoma. El sistema de navegación utiliza un software de Nokia, empresa con la que firmó un acuerdo estratégico.  

La plataforma del concept está fabricada con aluminio, acero y fibra de carbono. A futuro, servirá para desarrollar vehículos de todo tipo: sedanes, descapotables, SUV, deportivos, etc.